Fundación Casa Ducal de Medinaceli

Ficha del conjunto

Los amores de Mercurio y Herse







El repertorio de figuras y composiciones de esta tapicería, correspondiente a la última década de vida del célebre tapicero bruselense Willem de Pannemaker (act. 1535-1581) la elevan al rango de una de las más bellas series de las concebidas en la centuria, comparable o superior a las poesías o Fabulas de Ovidio, en poder de Felipe II en 1556, o a las fabulas de Vertumno y Pomona, adquiridas por María de Hungría antes de 1548".566

El elevado valor estético que aún tiene esta serie de ocho tapices, a la que pertenecen los dos que la Fundación Casa Ducal de Medinaceli conserva en el Hospital Tavera de Toledo, y que tan graficamente sintetiza Concha Herrero -conservadora de tapices de Patrimonio Nacional- en la cita reproducida anteriormente, tuvo correspondencia en la época con una altísimo valor social y con un no menor valor económico como revelan respectivamente su incorporación al mayorazgo de la Casa del Adelantado Mayor de Castilla en 1673,568 y su tasación en 1603 en 200.640 reales, más del doble que la serie de diez paños de la Fábula de Pomona adquirida por Felipe II en 1562.569 

Procedencia de la serie.

Sobre el comitente de esta "tapicería digna de magnates del Renacimiento" hemos de contentarnos con la hipótesis que José Ramón Mélida lanzó en 1905, es decir, cuando aún colgaba completa en los salones del madrileño palacio de Medinaceli en la Plaza de Colón, en un artículo en Les Arts Anciens de Flandre, de que entraran en la colección Medinaceli por compra del IV duque de este título. Se fundaba Mélida en la coincidencia entre la estancia de don Juan de la Cerda en los Países Bajos entre 1572 y 1573 como Gobernador y los años en que fue tejida la serie.567 La identificación reciente de este conjnunto en un inventario de la casa de Lerma de 1603,570 si no refuta definitivamente tal hipótesis, por quedar abierta una posible vía de trasmisión de Medinaceli a Lerma a través de Catalina de la Cerda, la hija menor de este IV Duque de Medinaceli con la que el I Duque de Lerma había estado casado desde 1576 hasta ese año de 1603 en que enviudó, sí la hace muy poco plausible, máxime si se tiene en cuenta que no se pudo transmitir por la dote matrimonial de esta señora, pues la misma apenas alcanzó la cuarta parte del valor de tasación de los tapices.571

Si el primer cuarto de siglo de existencia de esta tapicería es, por tanto, una incógnita por documentar,  a partir de 1603, en que por primera vez aparece en el "Cuaderno de diferentes tasaciones [...] correspondientes al Exmo. Sr. duque de Lerma" se puede perfectamente seguir el itinerario de los propietarios de la serie y de cada una de sus piezas hasta la actualidad e incluso, a través de los numerosos inventarios que ordenó se hicieran el I Duque de Lerma de sus crecientes bienes, puede  el uso que de este conjunto hizo el privado de Felipe III, exponiendolos en cada uno de los conjuntos palaciales que inauguraba.572 Posteriormente, pasó a la viuda de su nieto el II duque de Lerma, Feliche Enríquez de Cabrera, quien por vía testamentaria dejó la tapicería a su nieta, Catalina Antonia de Aragón, casada con el VIII Duque de Medinaceli, y se aseguró de que después de sus días quedara vinculada a su descendencia, condicionando su agregación al mayorazgo de la Casa de Lerma, por entonces en pleito con la casa del Infantado, a que éste permaneciera en su progenie o, en caso contrario, como ocurrió, incorporándola a la casa del Adelantado Mayor de Castilla.573 

Desde entonces y hasta 1909 quedó vinculada a la casa de Medinaceli. No obstante las nuevas leyes desvinculadoras, afectaron my pronto al conjunto, pues aunque superaron la primera testamentaria que las aplico, la del ****** Duque de Medinaceli, Joaquin Fdez de Cordoba en 1840, no fue así en su sucesor ****.  Al morir ab intestato? no pudo prever el destino de la misma y quedo desde 1873 como un proindiviso de sus herederos. No obstante,   Ultimo palacio en que estuvo expuesta el de Colon adquirido por la duquesa Viuda de Medinaceli, conocida posteriormente como duquesa de Denia, Perez de Barradas, al banquero Salamanca. A la muerte de la Denia se inicia la disolución del proindiviso. El 26 de Octubre de 1903, el marques de las Atalayuelas,viudo de Denia, encarga el inventario y tasacion del conjunto, (ver dossier amarillo) al tiempo que empieza a darse a conocer la serie con la intención de "fijar el precio de venta". Sucesión de articulos.. y publicación de un  lujoso álbum de fotografías, hoy perdido. (nota 38, explicar precio y envio a la revista Forma) Desde un principio eran conscientes de que "en pocas casas modernas pudieran tener cabida" (carta 1903). No obstante la testamentaria recibió numerosas ofertas de anticuarios ......  Finalmente DIVISION.

Hasta 1963 no se consiguió identificar (Blanco Freijeiro) con exactitud el tema y la fuente representada en la tapicería.  Hasta la exposición de 2010 en el museo del Prado no ha recuperado el titulo original que le dio el segundo inventario de Lerma, Las bodas de Mercurio que creemos el mas ajustado a la temática. 

Ocho paños de gran tamaño entre cinco y siete metros por cuatro y medio de altura tejido en los telares de bajo lizo del taller bruselense de Willem de Pannemaker. (Pequeña biografía de Pannemaker en p. 11). El tamaño y la amplia paleta de colores con una extraordinario juego de tonalidades y la iluminación con abundantes hilos de oro y plata, hoy algo desgastados convierten a esta serie en una alhaja...

 

«« AnteriorPágina 1/2Siguiente »»

Imágenes